Destelao.com te informa
Cientos de manifestantes se reunieron ayer frente a la Alcaldía de Providence para protestar contra la decisión del alcalde Angel Taveras de despedir a cerca de dos mil maestros del sistema de escuelas públicas argumentando que la medida es necesaria para contrarrestar un déficit operacional que supera los 70 millones de dólares.

La multitud agrupada frente a la casa del gobierno municipal portaba varias pancartas que decían "La injusticia en cualquier parte, es una amenaza para la justicia en todas partes'', ''Recortes para los salarios altos, no para los salarios de los maestros'' y ''Negociación, No Litigios".

En la manifestación de protesta contra la medida adoptada por el gobierno municipal que encabeza el dominicano Angel Taveras, participaron profesores de todo el estado, desde Cumberland, Central Falls, Cranston, Warwick, West Warwick, Johnston, y sus respectivas uniones y federaciones a nivel nacional, quienes manifestaron que la acción de Taveras fue errada, y que al final de cuentas no es la solución a los problemas deficitarios que viene enfrentando la ciudad.

A la protesta también se unieron varios líderes sindicales del área, padres de familias, profesionales, trabajadores públicos y privados, oficinistas, bomberos, policías, trabajadores de limpieza, oficiales electos y un gran número de estudiantes del sistema público de enseñanza.

Durante la manifestación, el presidente, a nivel nacional, de la Federación Americana de Maestros, Randi Weingarten, dijo que la decisión de Taveras ''es lo más equivocado que he visto en una temporada de erróneas acciones contra los trabajadores estadounidenses''.

Weingarten se quejó además, durante su discurso, de que la notificación de despidos fue enviada en la semana que los estudiantes y maestros se encontraban en las vacaciones del receso de invierno. ''Todo se trató de un plan bien orquestado'', manifestó.
''Ellos pensaron que nadie los escucharía"; dijo, refiriéndose al Alcalde Taveras y a sus colaboradores. "Echarlos a todos!, era su plan'', puntualizó, ante los gritos ensordecedores de la multitud.

Por su parte, el presidente del Sindicato de Maestros de Providence, Steve Smith, catalogó la iniciativa del Alcalde dominicano como una "acción ilegal e innecesaria" y señaló que la decisión de despedir a casi dos mil maestros de las escuelas públicas no es la solución a la crisis presupuestaria de la ciudad.

Smith También se quejó de que Taveras ''ha hecho más para desmoralizar e irrespetar a los maestros en 30 días, que lo que yo creo que nadie pudo haber hecho en toda la historia del sistema moderno de enseñanza''.