Destelao.com te informa

Una mujer dominicana de la localidad de Lawrence, en el estado de Massachusetts, fue sentenciada a seis meses de cárcel y a 20 horas de servicio comunitario tras haber admitido ante las autoridades, el robo de un anillo de oro valorado en 800 dólares. De acuerdo a las autoridades, Jennifer Ventura, de 23 años de edad, se declaró culpable de hurto en el Tribunal de Distrito de la localidad de Haverhill, donde enfrentaba un juicio, tras haber sido acusada por la dueña de una casa donde trabajaba, de haberse robado la mencionada prenda.

Durante el desarrollo del juicio, el asistente del fiscal, John DePaulo, pidió un castigo más severo para Ventura, argumentando que, aunque la dominicana le devolvió el anillo a su verdadera propietaria, "estos hechos son muy ofensivos", por lo que consideró que la jueza Patricia Dowling debió imponerle por lo menos, 100 horas de servicio comunitario.

Del documento acusatorio se desprende que el 19 de noviembre, del 2009, Ventura y otra mujer no identificada por las autoridades, habían sido contratadas por la señora Merry Maids para que realizaran una limpieza en su casa

Según el testimonio en corte de la víctima del robo, inmediatamente después de que Ventura se marchó, notó que el anillo había desaparecido, por lo que se comunicó con la policía para reportar el caso y pidió una investigación sobre el particular.

La pesquisa estuvo a cargo del detective James Morton, quien descubrió que Ventura había empeñado varias joyas en distintos negocios de la zona que se dedican a la compra y venta de prendas de oro y otros metales preciosos.

Según el reporte policial, Morton convenció a la sospechosa para que confesara el hurto bajo la promesa de que no sería arrestada si le devolvía la prenda a su verdadera dueña.

Finalmente, la dominicana le pagó 20 dólares a alguien para que devolviera la prenda a la estación de policía y no fue detenida en ese momento; pero unos días después, recibió una citación legal para que se presentara ante un tribunal local y respondiera por lo que hizo.