Radiografía de Una Anomia Social

Destelao.com te informa:

Hostos, Provincia Duarte, RD:- Don Gato, será pseudónimo que  utilizaremos  por ser  menor  de  edad, es  sin  dudas, la  más  evidente radiografía  de  la  anomia  social  que  vive  Hostos, como  municipio  carente de  políticas, huérfanos de  iniciativas, de  ausencia  total  de  funcionarios, amen  sea gubernamental y  edilicio, una  caricatura de comunidad, donde  los  valores, hoy, son  sustituidos  por  la podredumbre de  dirigentes solo  para  socavar,  desfalcar, hacer  riquezas  sin observar ningún  evento pro la  municipalidad.

27 Jun 2018 0 comment   Reynaldo Hernández Rosa

Desde los  ocho  años,  Don  Gato  inicio sus  recorridos  por lo ajeno, siendo apoyado  por  sus progenitores, llegando  a esa  edad, llevar  a  su hogar artículos  de  valor, recibiendo en lugar amonestación el  silencio de  quienes  debieron  detener  dichas  acciones aviesas.

Hoy,  un  adolescente,  Don Gato,  sale  bien  temprano  a  sus  correrías ilícitas,  no importa la  distancia,  Dajabón, Nagua,  Samaná, San Francisco, Santiago,  etc, siempre  retorna con  artículos  distintos, siendo  recibido por  familiares, amigos  como  un  benefactor,  dado  que  reparte, comparte lo  robado.

De esto, al  igual ,  se  benefician los  agentes  policiales,  tanto  de Castillo  como  de Hostos,  que  le  salen  a buscar, no para  intimidarlo, no para  perseguirle,  a sabiendas  de  sus  fechorías, no,  a  buscar  lo de ello, a  quitarle  parte  del  botín   robado.

No obstante, este drama perverso,  que  dibuja  la  sociedad   que hemos  construido desde  los más  altos   hasta  los  sectores  mas  paupérrimos, sin duda, tiene  su razón  de ser,  si los  pobres observan  como los  funcionarios, todos, hacen  fortunas   en  años,  desde  el  Estado, ellos, que  por  su  exigua pobreza no podrán  llegar, accionan con  ilícitos iguales, dado  que para  el Código  Penal , en ambas situaciones, son  ladrones todos.

Don  Gato,   que  se  mueve  sin  vergüenza alguna, cada  vez  más se  acerca  a lo criminal,  esto, porque  sus  fechorías van  aumentando,  ayer eran  celulares,  que  por  descuido se  llevaba  así  como  otros  artículos  baratos, empero, al igual  como  crece  en  complexión  física así   sus  ilícitos.

Desde  drones,  equipos ferreteros, bicicletas, pasaportes, dinero, etc, según  sus  allegados ya  anhela tener motores, automóviles, armas  de fuego, entre  otros  objetos dañosos, lo  que  demuestra como  parte  de  un conglomerado da  su  aquiescencia  a esta anomia  social….

Claro está,  tenemos  muchos  Don Gato, con la  salvedad  o diferencia, que  a  este,,  el  adolescente le  esperan  familiares cercanos  y  amiguitos, a los  otros Don Gatos le  rinden  honores una  gran parte  de los  residentes, conociendo  de  sus  acciones dolosas y  propia  de  delincuentes…