Destelao.com te informa:

Max Puig Dispuso la Distribución de RD$ 7 Millones entre sus más Allegados Funcionarios y Empleados, por Concepto de “Bonos por Desempeño”

Nota Publicada el 31 de marzo del 2014 en Acento.com.do por el Periodista Julían Herrera

 Max Puig, líder de la APD

Santo Domingo, DN, RD:- Funcionarios del Ministerio  de Trabajo se distribuyeron más de 70 millones de pesos en privilegios durante el último año de gestión Maximiano Puig Miller (Max), según ha confirmado un informe de la Cámara de Cuentas de la República (CCRD), ahora disponible en su portal de Internet.

Entre los beneficiados figuran,  además del ex ministro Puig, 30 viceministros y otros tantos funcionarios medios, quienes recibieron bonificaciones, gastos de representación, viáticos,  “sobre sueldos”, tarjetas corporativas, además de manejar nominillas  por millones de pesos.

Los datos están consignados en una auditoría realizada por la Cámara de Cuentas  a la ejecución presupuestaria del Ministerio de Trabajo del 1ro  de enero al 31 de diciembre de 2011. Puig renunció en ese año al cargo para dedicarse a competir por la presidencia de la República, por su partido la APD.

Los funcionarios apedeístas consumieron durante el período auditado la suma de 19.2 millones de pesos  por concepto de gratificación y bonificaciones, en una institución que no genera recursos  propios ni  es una empresa, por tanto no obtiene ganancias o dividendos.

“Les solicitamos cancelar la tarjeta crédito visa corporativa No. 4864-3900-0305-4114, a nombre del Dr. Maximiliano Puig Miller”

Como si fuera poco, los servidores del Estado se adjudicaron RD$ 17 millones 365 mil  en viáticos, más otros 5. 2 millones en gastos de representación para los principales funcionarios de la entidad.

El ministro de entonces y presidente del Partido Alianza democrática (APD), Max Puig, también autorizó, durante el 2011, pagos de sobre sueldos o gratificaciones para los funcionarios del ministerio por el monto de RD$ 25 millones 666 mil.

En medio de este derroche de recursos públicos, Max Puig dispuso la distribución de RD$ 7 millones entre sus más allegados funcionarios y empleados, por concepto de “bonos por desempeño”.

El ex ministro manejó durante su gestión de tres años (agosto de 2008 hasta agosto de 2011) una nominilla en la cual repartía cheques  a personas vinculadas a su organización política.

Según la fiscalización de la Cámara de Cuentas, por ese concepto el Ministerio de Trabajo desembolsó, durante el periodo auditado, la suma de RD$ 10 millones 668 mil  en cheques mensuales que van desde 1,000 hasta los 4 mil pesos.

El órgano regulador cesura en su informe que las supuestas ayudas no fueron reglamentadas de manera trasparente, sobre todo en su criterio de distribución.

De su lado,  la ex directora Administrativa y Financiera, Tania Josefina Pineda, defendió la distribución de los cheques por parte del Ministerio Trabajo, argumentando que en 2011 no existía un reglamento  o comunicación que  prohibiera las nominillas o ayudas, sino hasta 2012.

Otras de las irregularidades destacadas en el informe señala que el Ministerio de Trabajo pagó durante el período auditado la suma de RD$ 5 millones 253 mil en servicios telefónicos de larga distancia. De esa suma, un monto de 4.9 millones de pesos no tenía sustento en facturas.

Max Puig consumió en ocho meses  casi 2 millones de pesos con una tarjeta de crédito pagada por la institución, sin presentar los estados de cuentas del beneficiado, los registros de consumo ni las facturas que justifiquen los gastos hechos por el funcionario.

No fue hasta la gestión de Francisco Domínguez Brito al frente del Ministerio de Trabajo cuando se  solicitó al Banco de Reserva la cancelación de la tarjeta  que aún se mantenía en poder de Max Puig.

“Les solicitamos cancelar la tarjeta crédito visa corporativa No. 4864-3900-0305-4114, a nombre del Dr. Maximiliano Puig Miller”.

Otras de las anomalías detectadas en la fiscalización refieren que la entidad hizo transferencias irregulares de fondos hacia cuentas electrónicas de varios funcionarios de la institución, por concepto  de pagos adicionales por un monto superior al millón de pesos.

Los beneficiados con  los  desembolsos fueron la directora financiera y administrativa, Tania Josefina Pineda Pérez,  con 350 mil pesos, Carlos Danilo Morales Miller, asistente del ministro, quien recibió también  la suma de 350 mil pesos y Andrés Valentín Herrera González, director General de Trabajos, beneficiado con igual cantidad.

En estas operaciones, los técnicos de la CCRD  certificaron que las conciliaciones sólo tenían  anexos de fotocopias de las transferencias por internet  netbanking, sin los números de cuentas de los beneficiados, según el documento  del organismo fiscalizador.

De su lado, la ex directora administrativa y financiera del Ministerio de Trabajo, Tania Josefina Pineda Pérez, dijo a los auditores que los soportes originales, nómina y transferencias están en su poder.

Al verificar los documentos suministrados por la ex funcionaria, los técnicos encontraron que la nómina por concepto de horas extras y compensación de vehículos no tienen los nombres de los beneficiados, sellos de la entidad ni firmas de los funcionarios que intervienen en el proceso.

El presidente del Partido Alianza Democrática (PAD), quien ha sido insistente en denunciar el  clientelismo y la corrupción en el Estado,  cuando renunció del Ministerio de Trabajo no entregó el teléfono celular que tenía asignado por la institución.

Por más de un año acumuló deudas por RD$ 336 mil 523 antes de que le fuera retirado el servicio, según refiere el documento de la CCRD.

“Les solicitamos cancelar la tarjeta crédito visa corporativa No. 4864-3900-0305-4114, a nombre del Dr. Maximiliano Puig Miller”

“APD, un aliado caro: Dirigentes se repartieron RD$70 millones en ministerio de Trabajo”